lunes, 15 de septiembre de 2008

La escuela de cine en 10 minutos de Robert Rodriguez


Admiro el coraje de Rodriguez, de mantener su género sin preocuparse de las opiniones de la crítica, su concepción visual en general, el ser amigo y compañero de Tarantino, el filmar con Salma (ja!), y, después de haber leído alguna vez sus ideas sobre todo lo que se necesita para aprender “cine”, le admiro por la capacidad de motivar e inspirar que puede tener en un escrito aparentemente tan simple y cuestionable pero no por ello poco poderoso. Esta es la traducción libre de un escrito que circula en Internet (cuyos derechos y © pertenecen al mismo Rodríguez) sobre todo lo que se necesita para hacer cine, y en concreto hacer cine con bajo presupuesto, como él lo hizo.

“Buenos días clase!. Un director de cine famoso dijo hace mucho tiempo que “todo lo que se necesita saber sobre cine puede aprenderse en una sola semana”. Fue muy generoso. Lo pueden aprender en 10 minutos.

Ajusten sus relojes, saldremos en diez minutos, jóvenes.

OK, ¿de modo que quieren ser directores de cine, eh?
(La clase dice a coro: “¡Sí!”)

¡Falso! ya son cineastas. En el momento en que han elegido ser cineastas lo son. Hagan tarjetas de visita que digan que son cineastas, denlas a sus amigos, y en cuanto logren pasar la barrera y se consideren ustedes mismos como cineastas empezarán a pensar como uno de ellos. No sueñen con ser un director, ya son directores. Ahora, vamos al grano.

¡Vamos a jugar!

Lo que tienen que aprender es que ser creativo no es lo único que hay en este negocio. Tienen que convertirse en técnicos. La gente creativa nace con eso -es una suerte. La gente técnica no puede ser creativa; es algo que nunca tendrán. No se puede comprar, ni encontrar, ni estudiar. Uno nace con ello.

Hay mucha gente creativa que no quiere aprender cómo ser técnica, así que termina dependiendo de la gente técnica. Conviértanse en técnicos, lo pueden aprender, y si son creativos y técnicos serán imparables.

Experiencia

¿Tienen experiencia en la industria del cine? Sí, la tienen. ¿Ven películas, no? Ahora lo que necesitan es una experiencia que se aprende y no sólo se obtiene viendo películas sino con la cámara. Tomen una cámara y hagan sus propias películas, cometan sus propios errores. Los errores son algo muy subjetivo y de hecho no siempre son errores. Hay errores que son arte para algunos y errores para otros. Usen esa barrera como escondite y digan a todos que se trata de arte, aprendan de los errores y no renieguen de ellos.

Empiecen con un guión

¿Alguien sabe escribir? ¿No? ¿Bien!. Todo el mundo escribe más o menos de la misma manera. Empiecen a escribir a la suya y eso los hará únicos. Pueden tomar clases de escritura pero no vayan a las escuelas de cine para acabar haciendo las películas como los demás. Queremos ver sus propias películas.

¿Cómo se escribe un guión?

Bueno, obviamente no tenemos mucho presupuesto, o de lo contrario no estarían en esta clase… ¿Así que quieren hacer una película sin gastar mucho?. Tendrán problemas a cada momento en el set, y podrán manejarlos de dos formas: creativamente o usando la manguera del dinero. No hay dinero, así que no hay manguera, y lo que tenemos que hacer es crear un guión para una película que puedan hacer sin dejar a sus padres sin monedas. Vamos a hacer una película barata.

¿Cómo se hace una película barata?

Miren a su alrededor, ¿Qué es lo que ven? Usen lo que tienen. ¿Que su padre tiene un bar? Hagan una película sobre un bar. ¿Tienen un perro? Hagan una cinta sobre su perro. Si su madre trabaja en una guardería, hagan una película sobre una guardería. Cuando hice El mariachi tenía una tortuga, una caja de guitarra, un pueblo y decidí hacer una película sobre con estos elementos.

¿Cómo puedo visualizar una película?

Con Storyboards se puede. Pueden previsualizar su película y dibujarla, pero lo que deben hacer es poner su cabeza en blanco y ver su película. Cierren los ojos y quédense ahí. Imaginen una pantalla, imaginen su película. Plano por plano, corte por corte. Quédense allí sentados, desháganse de todo lo externo, de todos los pensamientos de su cabeza excepto los que tengan que ver con su película, y véanla ahí. ¿Es demasiado lenta? ¿Demasiado rápida? ¿Es divertida? ¿Tiene sentido? Véanla y escriban lo que ven, los planos que ven. Y filmen esos mismos planos.

Equipo

OK. Vamos al equipo. Cuanto peor, mejor. No van a usar nada que sea demasiado lujoso. recodemos que es su primera película, aún no son Spielberg. Yo usé esta cámara en “El mariachi”, una 16mm, una 16S. Me ayudaba a moverme rápido porque era ligera; era muy ruidosa, así que el sonido se grabó de manera un poco absurda. Pero esta cosa cuesta $2000. No gasten el dinero en esto. Busquen alguien que se las preste. A mi me la prestó un tipo que no la estaba usando en ese momento. La tomé y filmé mi película.

(Apuntando a un pesado y sólido trípode) Miren esto: Es un hermoso soporte, muy sólido, ¿Saben qué es lo que va a pasar? La cámara se va a quedar ahí, la van a dejar ahí porque se ve bien, en este super-trípode. Eso significa que su película va a verse pesada, fija, anclada. Sáquenla de ahí, siéntense en una silla de ruedas, que los empujen y hagan que se mueva, pongan algo de energía en la película. Esa es una de las grandes cosas de las primeras películas. tienen tanta vida, tanta energía… Las grandes producciones nunca podrán emular esa energía, porque tienen trípodes demasiado buenos, hay demasiado equipo humano, y todo va realmente suave y pulido, y eso le quita vida. Pongan vida a su película deshaciéndose de los accesorios lujosos. (De nuevo apuntando el trípode) Demasiado bueno, demasiado pesado - sólo usen sus manos.

Aquí tienen un fotómetro. No es el bueno, rompí el otro. Este es un medidor puntual (spotmeter). Está bien pero es demasiado lujoso. Lo que necesitan es el modelo con la bolita blanca, apúntenlo al sujeto, lean el número, miren a la tabla de conversión (el fotómetro es un gran amigo), ajusten el foco y el diafragma, y ya está. Empiecen a filmar.

No usen demasiada luz. En El mariachi usábamos dos luces, bombillas normales, reguladas para luz interior, así que funcionaban bien. Después todo el mundo decía que la iluminación daba un ambiente triste porque había poca luz… Los errores, las deficiencias, se convierten de repente en expresión artística.

Finalmente, la postproducción

Cuando han acabado de filmar, ¿Qué hacen? (Toma un mezclador de video). Estos son sus amigos. Los sistemas de edición de video, los sistemas de edición por computadora… Es inmediato. Es fácil. Es barato. No editen sobre la película. La película es su enemiga. Pueden filmar en película pero no editen la película. Si alguno de ustedes quiere editar en película que salga de mi clase ahora mismo. Gástense $20.000 en una escuela de cine y háganlo. Nunca encontrarán un trabajo. Créanme.

En la actualidad, todo se hace en ordenadores o video. La película es lenta, cara no es creativa… Se tarda demasiado. Lo que yo hago es editar sobre video. Filmé El mariachi por nada. Lo edité en video. Tenía un master en video de 3/4″ precioso, porque transferimos directamente desde la película. Calidad 35mm. Limpio. Hice copias en VHS y las mandé a todo Hollywood. Nunca imprimí una copia en película. (toma un trozo de película de cine) Una pérdida de dinero. Hay que empalmarla, tensarla, se degrada, es carísima de duplicar. El positivo se pone en cinta de video, donde es fácil de ver, duplicar y tener sus trabajos.

OK. Ya hicieron su película, la editaron, la mandaron, y empiezan a recibir ofertas. ¿Qué hacen? Lo primero es conseguir un agente. Enseguida. Hollywood está lleno de tiburones, contratad a uno que trabaje para ustedes. Estos tipos van y consiguen los mejores negocios, los mejores precios, te mandan las mejores películas.

Lo que han aprendido es lo que nadie más ha hecho. Cómo hacer una película barata. Nadie en Hollywood sabe cómo hacerlo. Ustedes son los que pueden hacer que las producciones sean baratas, pueden hacerlas mejores. No dejen que el sistema los trague, saquen partido de su posición.

Personalmente sigo haciendo películas de bajo presupuesto, que parecen de alto porque aprendí las técnicas que les mostré hoy.

Bueno, tengo que volver a mis películas, así que espero que hayan aprendido algo hoy. Espero que tomen algunas de esas cámaras y filmen algo ustedes mismos. Espero que escriban las ideas que tienen, los sueños que tienen.

Basta de aspirar a algo, empiecen a hacerlo.

Nos vemos en Hollywood, ¡tengan cuidado!”

2 comentarios:

Leonel dijo...

Robert Rodriguez es por mucho uno de los mejoras cineastas de nuestra epoca, esta realmente revolucionando la industria.

Itziar Vélez Bertomeu dijo...

Muchas Gracias Robert desde España.
Buscando información sobre guión ya que estoy escribiendo uno sobre una idea complicada encontrar esto me ha dado esperanzas a seguir en este camino.

Muchas Gracias